Las señoras de las Laderas de Campoy

Este artículo se los dedico a Las Heroínas Anónimas de la pandemia como las llamo, están por todo el Perú y son una bendición, no imagino cómo habrían sido estos tiempos sin ellas: organizando a sus familias, a su comunidad, convocando, buscando soluciones, yendo y viniendo, inquietas, persistentes, valientes, creativas.

Me refiero a esas magníficas mujeres que no se quedan de brazos cruzados, que ante un problema tienen una solución, llegó la pandemia, con ella la falta de trabajo, la enfermedad, la incertidumbre y no se les ocurrió mejor forma de transformar esa necesidad en una oportunidad para implementar las Ollas Comunes y así alimentar a todos los vecinos que no perciben un ingreso por estos meses.

conSERvándonos visitó a las señoras amables y sonrientes de las Laderas de Campoy, a una hora de Lima, por un desvío de la carretera Prialé y a unos minutos de trocha en subida, tienen un local prestado, hasta que construyan su comedor nos dicen; allí se organizan para preparar 120 platos diarios de almuerzos, llenos de cariño y que seguramente los comensales sienten en la sazón casera.

No les dijimos si volveríamos, para no prometer algo que no sabíamos si podríamos cumplir, pero esperamos con muchos deseos volver a verlas, regalarles una sonrisa y unos días de tranquilidad a través de insumos que se esfuerzan por conseguir cada día.

¡Gracias por todas las enseñanzas que nos dejaron este domingo que pasó!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: